NUEVA ZELANDA Y AUSTRALIA, DE FIESTA


El seleccionado de Nueva Zelanda se adjudicó el Seven de Los Angeles, última y decisiva etapa de la Seven Series 2022, que consagró campeón a Australia, que con su 3º puesto logró el puntaje necesario para lograr el título. Argentina fue 5º en el torneo y 4º en las posiciones finales del año.


En la segunda y decisiva jornada Argentina cayó en cuartos de final por la Medalla de Oro, ante Samoa 24-19, luego en la semifinal por el 5º puesto venció a Irlanda 28-21, para quedarse en definitiva con ese puesto al derrotar a Kenya 29-7.

Es importante recordar que para la confección de las posiciones definitivas del año, cada seleccionado debió elegir sus siete mejores actuaciones. En el caso argentino debió descartar los 8 puntos logrados en Londres y los 13 obtenidos en uno de los torneos donde logró ese puntaje: Singapur, Toulouse y Los Angeles.

El argentino Marcos Moneta, que no estuvo por lesión en Los Angeles, fue 3º en la tabla de tryman del año, con 38 conquistas, mientras que el 1º lugar fue para el irlandés Terry Kennedy con 50. El 2º puesto fue para el australiano Corey Toole, con 43 tries.

LA SEGUNDA JORNADA
Cuartos de final
Australia 40-14 Kenya
Fiji 28-12 Estados Unidos
Samoa 24-19 Argentina
Nueva Zelanda 29-14 Irlanda
Semifinales de Oro
Fiji 29-10 Australia
Nueva Zelanda 28-26 Samoa
Semifinales 5º puesto
Kenya 21-14 Estados Unidos
Argentina 28-21 Irlanda
Finales
Medalla de Oro:
Nueva Zelanda 28-21 Fiji
3º puesto: Australia 21-7 Samoa
5º puesto: Argentina 29-7 Kenya
9º puesto: Francia 33-0 Escocia
13º puesto: Sudáfrica 26-0 Japón

POSICIONES FINALES
1 Australia 126
2 Sudáfrica 124
3 Fiji 122
4 Argentina 118
5 Irlanda 92

OTRAS NOTICIAS

BUENOS AIRES LA REINA DEL PARANÁ

Los seleccionados de URBA se adjudicaron el Seven de la República, al ganar sendas finales en Mayores y Juveniles. Santa Fe campeón en Desarrollo, categoría

SE CERRO LA VENTANA INTERNACIONAL

Con la contundente victoria de Sudáfrica sobre Inglaterra y el sorpresivo triunfo de Australia, remontando un partido casi perdido, ante Gales, se cerró la ventana